Saltar al contenido

El partido del suplente empieza antes de saltar al césped

enero 1, 2021

Toda la vida he escuchado cómo se ha criticado a los jugadores que entran desde el banquillo pero no son ni revulsivos ni refresco.

Me extraña que la gente del fútbol siga creyendo que un jugador que entra con el partido acabando tiene ventaja respecto al resto.

Manual del buen suplente

Instituto fútbol

Cuando entras a 20 minutos del final con un partido abierto es complicado para muchos jugadores. Más o menos es como subirse a un tren en marcha. Por muy mentalizado que estés, por muy bien que hayas calentado, si te encuentras en medio del ojo del huracán, vas a querer sacar el hígado por la boca.

Para que lo entiendas mejor: ¿Has salido a correr alguna vez en invierno? Pues la sensación es parecida a esos primeros minutos en los que tienes la sensación de que se te quema la garganta. Inhalas aire como puedes, desde cualquier orificio, pero sin parar. El partido sigue.

Al cabo de unos minutos es cuando coges el ritmo. A veces es cuando ya está acabando el partido y te quedas con ganas de más.

No todos los futbolistas tienen la habilidad de coger el ritmo en pocos minutos.

De hecho, son pocos. Según la posición es más fácil adaptarse al ritmo de juego. No es lo mismo para un jugador de banda que para un mediocentro, ya que uno tiene que hacer carreras largas e intensas mientras que el otro se debe más a un juego posicional.

Por eso es importante calentar como un animal aunque vayas a jugar 5 minutos. El partido del suplente empieza mucho antes de saltar al césped.

Leer entrada anterior
El error de creer que Iago Aspas está infravalorado

El auge de las redes sociales (especialmente Twitter) ha venido acompañado de Leer más

Cerrar